fbpx

Protocolo de exploración de tiroides

El estudio ultrasonográfico del tiroides aporta importante información respecto a sus dimensiones, volumen, irrigación, patología nodular benigna y maligna, “incidentalomas” .

Y procesos inflamatorios glandulares.

Todo esto muchas veces es complementado con Punción Aspirativa con Aguja Fina (PAAF) bajo visión ecográfica.

Que constituye un método de excelente rendimiento (sensibilidad cercana al 90%) y de bajo costo.

Que permite, en un importante porcentaje de los casos, el diagnóstico definitivo en la patología nodular

En qué consiste el ultrasonido de tiroides

El ultrasonido es seguro y no doloroso, y produce imágenes del interior del organismo usando ondas de sonido.

Las imágenes por ultrasonido, también denominadas exploración por ultrasonido o ecografía, involucran el uso de un pequeño transductor (sonda). Y un gel para ultrasonido para la exposición del cuerpo a ondas acústicas de alta frecuencia.

El transductor recoge los sonidos que rebotan y una computadora luego utiliza esas ondas sonoras para crear una imagen.

Las examinaciones por ultrasonido no utilizan radiación ionizante (como se usa en los rayos X).

Debido a que las imágenes por ultrasonido se capturan en tiempo real. Pueden mostrar la estructura y el movimiento de los órganos internos del cuerpo, como así también la sangre que fluye por los vasos sanguíneos.

Las imágenes por ultrasonido es un examen médico no invasivo que ayuda a los médicos a diagnosticar y tratar condiciones médicas.

El ultrasonido de tiroides produce imágenes de la glándula tiroides y estructuras adyacentes en el cuello.

La glándula tiroides se ubica en la parte delantera del cuello, justo por encima del hueso de la clavícula, y tiene forma de mariposa.

Con un lóbulo a cada lado del cuello conectados por una banda estrecha de tejido.

Es una de las nueve glándulas endocrinas ubicadas en el cuerpo que producen y envían hormonas al torrente sanguíneo.

La glándula tiroides produce la hormona tiroidea que ayuda a regular una variedad de funciones corporales, incluyendo la velocidad de latido de su corazón.

Es muy común que en su tiroides se desarrollen áreas irregulares o nódulos que pueden, o no, ser evidentes en la superficie de la piel. Aproximadamente entre el cinco al 10 por ciento de los adultos tienen bultos en sus tiroides que el médico puede identificar en un examen.

Estos son denominados nódulos palpables.

El ultrasonido es muy sensible y detecta muchos nódulos que no pueden ser palpados.

De hecho, en ciertos grupos etarios, se pueden observar nódulos por ultrasonido hasta en un 70 por ciento de los adultos.

La gran mayoría de estos nódulos son regiones benignas del tejido tiroideo que no representan un riesgo a la salud.

Una minoría de estos nódulos son realmente tumores de la tiroides y podrían requerir de un diagnóstico más exhaustivo o tratamiento.

 Cortes realizados para su exploración:

Cortes transversales Ambos lóbulos e itsmo (parte superior, media e inferior)

Cadenas adenopáticas yugulares

Cortes Sagitales Carótida- Lóbulo derecho

Itsmo Carótida-Lóbulo izquierdo

Doppler Duplex color Vascularización de la glándula

Vascularización de lesiones focales

Valoración de vasos adyacentes.

Artículo escrito por  la Dra Claudia Nayely Paredes Palma

 

Inscripciones para curso

Inscripciones para Diplomado

diplomadomedico.com

By |2020-07-28T14:44:10-05:00julio 28th, 2020|Categories: Tiroides|Tags: , |0 Comments

About the Author:

Leave A Comment