Doppler

Ultrasonido doppler evaluación de trasplante de hígado

Médica Capacitación
Escrito por:
Médica Capacitación
11 julio, 2019

 

El trasplante de hígado es el tratamiento de elección en pacientes con enfermedad hepática terminal (Aguda o crónica) detectado por ultrasonido.

La detección temprana de las complicaciones postquirurgicas es fundamental para la sobrevida del paciente y del injerto.

El conocimiento de la técnica quirúrgica es importante al momento de aplicar ultrasonido Doppler, en todos los trasplantes de hígado se van a encontrar una anastomosis biliar y 3 anastomosis vasculares.

  • Trasplante completo detectado en ultrasonido:

    • Anastomosis biliar: Termino-terminal del conducto biliar del donante con el del receptor(colédoco-coledocostomía).
    • Anastomosis de la arteria hepática: Termino terminal con arterias hepáticas o anastomosis con arteria gastroduodenal del receptor.
    • Anastomosis venosa.
    • Anastomosis dela vena porta.
  • Trasplante reducido:

  • En paciente pediátrico con donante adulto

De rutina debe incluir una evaluación con ultrasonido en escala de grises del parénquima hepático y de la vía biliar y además una evaluación Doppler.

La evaluación se hace dentro de las primeras 6 horas post trasplante y 24 hrs y después dentro de la evaluación clínica y los laboratorios.

Se hacen cortes longitudinales y transversales del hígado y del abdomen para identificar colecciones, además evalúa el parénquima hepático para identificar zonas de infarto y el sistema biliar para ver dilatación y biliomas.

Después una evaluación en escala de grises de estructuras vasculares del injerto,(anatomía) así como ultrasonido Doppler (flujo) y un registro espectral de las Arterias y venas para observar la forma de onda del vaso.

De los ductos biliares las complicaciones son variadas , parénquima hepático, espacio perihepatico, cavidad abdominal, vasculares y el rechazo.

Las complicaciones vasculares incluyen fuga hepática, biliar, sangrado gastrointestinal, sangrado abdominal y sepsis.

En la Arteria hepática sus complicaciones  (más frecuentes)  incluyen: Trombosis, estenosis, pseudoaneurisma y vasoespasmo.

De la Vena las complicaciones porta incluyen: trombosis y estenosis.

COMENTARIO

El presente estudio nos permite reconocer que es indispensable el ultrasonido Doppler para la valoración de pacientes posterior a un trasplante hepático.

Además de poder identificar las probables complicaciones post trasplante para tratarlas de inmediato.

Ya que en la actualidad la pérdida del injerto es un problema grave ya que el procedimiento es complejo y existe poca disponibilidad de hígados para trasplantes.

El ultrasonido Doppler es el estudio de elección ya que es un estudio costo efectivo, no invasor, sin radiación ionizante, accesible y se puede practicar en la misma cama del paciente.

Artículo escrito por la Dra Karla Figueroa

Comparte este blog:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *